El Index: otra entelequia