Opiniones

Los caminos de la ADP

Por RUBEN DARIO RAMON

Pregunto: ¿A qué se debe tanto fervor sindicalero del actual titular del Comité Ejecutivo Nacional de la Asociación Dominicana de Profesores (ADP)?

¿Por qué ahora, cuando tenemos un Presidente preocupado por resolver la situación de la educación en nuestro país, evidenciada esa disposición y ese interés en los más de diez encuentros sostenidos entre este y los miembros directivos del ADP, en procura de solucionar mediante acuerdo y el diálogo, se realizan constantes paralizaciones de la docencia, que tanto perjudica la enseñanza y el aprendizaje en el sector público de la Educación Dominicana?

¿Por qué no se fue a la OIT ni se alegó persecución de los dirigentes del sindicato, cuando en mal recordado Andrés Navarro, entonces ministro de educación, canceló a más de diez mil maestros?

Me pregunto y me respondo: ¿No sería porque entonces gobernaba el país el partido político del actual presidente del sindicato de maestros, que también lo era en aquel fatídico momento?

Entonces, tampoco se habló de acoso judicial, como se hace ahora por intriga de los correligionarios del presidente actual de la ADP, se sometió a la justicia a la seccional de ADP de Barahona, condenada mediante sentencia de un tribunal de aquella jurisdicción y que luego fuera revalidada por el Tribunal Constitucional.

Tampoco se notó tanto vigor sindicalero, cuando se armó aquel toyo de evaluación de desempeño realizado por un ministro, políticamente a fin con el actual presidente del sindicato magisterial, en la cual los profesores pasaron las de Caín para obtener sus resultados, situación que resolvió la profesora Xiomara Guante, quien sustituyo, tiempo después al presidente actual de la ADP.

¿Por qué tanto fervor ahora, cuando en un mismo periodo gubernamental, se han efectuado dos aumentos salariales a los profesores? Uno de diez por ciento, en el 2022, y este de ahora, que el Ministerio de Educación ha dispuesto que sea de un ocho por ciento.

¿No será que se quieren usar las demandas del magisterio para beneficiar políticamente al partido opositor, al que pertenece el principal dirigente del Gremio? Creo que es posible, ya que estamos en un proceso electoral. Y porqué, además, las tomas de decisiones en ese ente sindical no se hacen de forma horizontal como se hacía antes …y que se establece en los estatutos de la organización.

Ahora, esas decisiones se toman de forma vertical, como si se tratara de un cuartel militar y no de un sindicato; ya no se discuten los temas en el comité de base como manda la norma: de abajo hacia arriba, si no al revés de arriba hacia abajo.

Sostienen los dirigentes del Comité Ejecutivo Nacional que la actual demanda no es sólo económica; y lo justifican diciendo que solicitan reparación de escuelas; nombramiento del personal de apoyo, entre otras.

Vuelvo a preguntar: ¿Por qué en ese pliego de demandas no se incluye que se complete el currículo de la Jornada Escolar Extendida ni el cumplimiento por parte de las autoridades educativas de la ordenanza que establece que cada profesor de aula tenga una hora para almuerzo y otra para planificar?

Eso parece que importa poco para la actual dirigencia del gremio; importa poco, porque eso implicaría poner en práctica los valores del sindicalismo, como la solidaridad, compañerismo, amor y compromiso.

Es más fácil la manipulación, el individualismo y egoísmo, que a mi humilde entender motoriza los movimientos de huelga, que realiza en la actualidad el sindicato de los maestros, los que están en un momento en que lo pedagógico ha sido borrado en beneficio de lo sindical.

  • El autor es profesor por más de dos décadas y exdirigente de la ADP.

Publicaciones relacionadas

Mira también
Cerrar
Botón volver arriba