Sábado  08 de Mayo de 2021 | Última actualización 08:21 PM
Jack el Destripador
Por: Columnista de Barrigaverde.net | 8:53 AM

En 1888, el populoso barrio londinense de Whitechapel fue escenario de múltiples crímenes horripilantes, cuyo modus operandi del victimario estuvo caracterizado por cortes en la garganta, en área genital y abdominal, extirpación de órganos y desfiguración de rostros de mujeres indefensas.

En la República Dominicana, en otros países, actúan con el mismo modus operandi de Jack el Destripador unas transnacionales, que abren las entrañas de nuestras cordilleras para extraer sus minerales.

Falcondo vuelve a exhibir sus garras al presionar al actual gobierno para que le permita explotar Loma Miranda, de cuyas entrañas emana el agua de arroyos y ríos; de su superficie vegetación y animales silvestres.

Siniestras coincidencias es que los disturbios sociales y presiones tengan escenario en nuestro vecino Haití, donde la estadounidense VCS Mining interviene para lograr concesiones para extraer el oro.

Como es costumbre de los gánsteres económicos, identificados así por el economista estadounidense John Perkins, actúan en todos los escenarios donde intervienen, como ocurre en Haití y en República Dominicana.

El presidente Luis Abinader debe estar alerta y firme porque el brazo de Jack el Destripador se moverá para crear conflictos en el seno de su gobierno para debilitarle, usando el soborno y la presión propia de sicarios.

Podrían llevarle entre la espada y la pared, para con sutileza demandarle “la vida o la bolsa”, como ocurrió con Jaime Roldós en Ecuador, Juan Velasco Alvarado en Perú, Salvador Allende en Chile…, o la claudicación.

El único y verdadero sostén que Abinader podría tener frente a las mineras y los intereses detrás de ellas, es si escucha y actúa cónsono al pueblo movilizado en defensa del patrimonio ambiental y la vida.