Mundo

Irán advierte que es imposible «evitar el colapso de los pilares agrietados» de Israel

Por Sputnik

El Gobierno de Irán saludó las manifestaciones ocurridas en universidades prestigiosas de Estados Unidos en contra de la guerra en la Franja de Gaza y afirmó que la represión de estos movimientos sociales no evitará ‘el colapso’ de la ‘ocupación de Israel’ en territorio palestino.
«El sonido de los huesos del sionismo global siendo aplastados se escucha más que nunca», dijo Nasser Kanaani, portavoz del Ministerio de Relaciones Exteriores de Irán, en un mensaje en la red social X, que publicó junto a un video de estudiantes del movimiento de solidaridad con Palestina izando la bandera palestina en la Universidad de Harvard.
«Con la represión violenta de las manifestaciones de protesta estudiantil en universidades estadounidenses y europeas, es imposible evitar el colapso de los pilares agrietados de la ocupación en Palestina. Cualquiera que se pare frente a él quedará bajo los escombros del colapso del sionismo», añadió Kanaani.

Cientos de decenas de estudiantes se han manifestado en más de 40 universidades de Estados Unidos, incluyendo Harvard, Berkeley, Yale, Columbia, Duke y otras, en protesta contra lo que consideran como un genocidio en la Franja de Gaza, donde más de 34.000 personas han muerto, muchos de ellos menores de edad y mujeres, en la ofensiva militar que Israel emprendió desde octubre pasado. Y aunque Tel Aviv argumenta que sus ataques solo pretenden aniquilar al movimiento Hamás, las muertes civiles son una realidad que ha sido reconocida incluso desde Naciones Unidas.

Los estudiantes también protestan contra el envío de ayuda militar a Israel por parte de Estados Unidos, que la semana pasada aprobó otros 27.000 millones de dólares para el Estado hebreo, principalmente para equipos militares y armamento.

Algunas manifestaciones estudiantiles han sido severamente reprimidas por las policías locales a petición de las autoridades universitarias, como en la Universidad de Columbia, en Nueva York, donde más de 100 estudiantes fueros detenidos; o las universidades de Boston y Arizona, también con decenas de detenidos.

El pasado 7 de octubre, el movimiento palestino Hamás lanzó un ataque sorpresa contra Israel desde la Franja de Gaza causando unos 1.200 muertos y cerca de 5.500 heridos y capturando a unos 240 rehenes.

En respuesta, Israel declaró la guerra a Hamás e inició ataques masivos contra instalaciones en Gaza, incluidas las civiles, al tiempo que imponía un bloqueo total al enclave palestino cortando el suministro de agua, alimentos, medicinas, electricidad y combustible. El 27 de octubre, Israel lanzó una incursión terrestre a gran escala en la Franja de Gaza.

Del 24 de noviembre al 1 de diciembre, durante una tregua humanitaria pactada con la mediación conjunta de Catar, Egipto y Estados Unidos, se canjearon 80 rehenes israelíes de Hamás, en su mayoría mujeres y niños, por 240 presos palestinos sin delitos de sangre. Además, las milicias palestinas liberaron a casi 30 cautivos más, en su mayoría tailandeses residentes en Israel. Unos 130 rehenes todavía permanecen cautivos en Gaza.

Al expirar la tregua, las operaciones bélicas se reanudaron y el flujo de ayuda humanitaria que llega al sur del enclave palestino desde Egipto se redujo nuevamente a una quinta parte de lo que Gaza recibía antes de esa guerra, según la ONU.
El pasado 23 de febrero, el Gobierno del primer ministro Benjamín Netanyahu presentó un plan para la postguerra en Gaza que plantea que el Ejército israelí permanecerá en el enclave el tiempo necesario para desmilitarizar la zona, eliminar a a Hamás y evitar que se reagrupe.
Israel asumiría un mayor control de la frontera sur de Gaza, en cooperación con Egipto si es posible, y crearía zonas fronterizas para impedir el contrabando y nuevos ataques. Egipto ha rechazado cualquier intervención israelí en su frontera con Gaza.

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba